Noticias

BLOG DE NOTICIAS DE VIAJES Y TURISMO

Novedades y noticias del mundo para el viajero bien informado


EE.UU. – Desde Canadá a Key West: 4.800 km de caminos para ciclistas y caminantes por la costa este

La East Coast Greenway es una ruta para ciclistas y caminantes que une las principales ciudades de la costa atlántica de Estados Unidos a lo largo de unos 4.800 km, desde Calais, población del estado de Maine y fronteriza con Canadá, hasta Key West, la isla más sur-occidental de los Cayos de Florida y conectada al resto de cayos y al continente por varios puentes. Por tanto, esta vía verde conecta 15 estados y 450 ciudades y poblaciones de Estados Unidos, siendo la ruta de este tipo más larga del país.

Esta ruta empezó a tomar cuerpo a partir de la idea inicial de East Coast Greenway Alliance, una organización sin ánimo de lucro que se contituyó en el año 1991. Desde entonces ha colaborado con miles de voluntarios, organizaciones asociadas, y funcionarios a nivel local, estatal y nacional con el objetivo de crear una red de caminos libre de vehículos a motor y que sea segura para sus usuarios.

Recorrido total de la red de caminos por la costa este (© East Coast Greenway)

De hecho, esta red de caminos interconectados está pensada para ciclistas, caminantes, corredores, patinadores en línea, jinetes, usuarios de sillas de ruedas, esquiadores de travesía y para cualquiera, en general, que se desplace sin ningún medio de transporte a motor, con la idea de que se sientan seguros en sus desplazamientos, tanto si son para el día o día o para el ocio, tanto si son cortos o bien son largos.

Su web cuenta con un mapa que permite calcular rutas, distancias, etc. entre dos puntos a lo largo de esta red de caminos, indicando en cada tramo si está libre de tráfico o no.

En julio de 2017 la East Coast Greenway contaba con 1.450 km, el 30% del total, de recorrido libre de tráfico a motor. Y aunque el objetivo final es conseguir que lo sean los 4.800 km de la ruta, los promotores de la idea son conscientes de que aún queda mucho camino por recorrer y prefieren plantearse objetivos asumibles a corto plazo. De hecho, la fecha barajada para la finalización de toda la ruta es el año 2030.

El año pasado esta red de caminos alcanzó los 15 millones de visitantes/usuarios y se añadieron 71 nuevos kilómetros de vías libres de tráfico a la ruta. Este año 2019 se espera un crecimiento similar (incluyendo la posibilidad de poder ir en bicicleta o caminando desde Boston a Nueva York o viceversa) y para 2020 el objetivo es sumar otros 322 km, además de tener completamente señalizada la ruta en todo su trazado.

Hasta el año 2016 este ambicioso proyecto ha sido capaz de atraer más de mil millones de dólares de inversión pública, pero se espera que el retorno para la sociedad sea aún mayor. Hay estudios que auguran, como consecuencia de este largo corredor, beneficios en la salud de las personas y en el medio ambiente, así como mejoras en el transporte y en los accesos de los lugares por los que pasa la ruta.

Se prevé que cuando esta ruta verde esté completada, con todo su recorrido libre de tráfico a motor, el número de visitantes llegue a los cincuenta millones por año, por lo que pasaría a ser el sitio más popular de Estados Unidos.

Por otra parte, recordamos la obligatoriedad, desde el año 2009, de solicitar la ESTA (Sistema Electrónico de Autorización de Viaje) para viajar a Estados Unidos por mar o aire y para una estancia inferior a 90 días por motivos de turismo, tránsito o negocios. Sólo pueden solicitarla viajeros de ciertas nacionalidades (aquellas incluidas en el Programa de Exención de Visado), pero entre ellas están la mayoría de países europeos.


^top